domingo, abril 15, 2007

De dictadores, fútbol y maletas...

El domingo puedo ponerme con relativa tranquilidad a leer el periódico, lo que no puedo hacer entre semana. Las ediciones dominicales son muy interesantes, ya que tratan los temas con profundidad, y como se cuenta con más tiempo uno puede encontrar cosas curiosas...
Por ejemplo, en El Mundo viene una noticia sobre un programa que se emitirá en junio, para decidir cuál es el español más relevante de la historia. Se ve que se hará una encuesta inicial y luego la gente podrá votar entre diez candidatos, hasta salir el elegido.

Esta chorrada de programa -cuya única función es levantarle la pasta a la gente con los SMS- no tendría mayor alcance si no fuera por dos detalles que se explican en la noticia. Hace unos meses se hizo este programa en Portugal y salió ganador... el dictador Salazar (!). Como sabéis, Antonio de Oliveira Salazar (en la foto)fue el dictador de Portugal entre 1932 y 1968. Eso provocó una tormenta política, claro.

Pero los alemanes, tan previsores ellos, no se han querido arriesgar y han cortado por lo sano; directamente han prohibido votar por Hitler, no vaya a ser que salga el Führer como alemán más relevante de la historia. La excusa de la TV germana es que Hitler no es elegible "por no haber respetado los derechos humanos", lo cual es verdad, pero más bien parece una regla ad hoc destinada a evitar alguna desgradable sorpresa.

Así que supongo que aquí en España algo se inventarán para evitar que pueda pasar algo como en Portugal, no vaya a ser que en el Top 10 salga el Tío Pachi y entonces ya la tenemos liada.

Más de la prensa de este domingo. En El País sale una columna de un periodista que se confiesa como seguidor del RCD Español y habla de las eliminatorias en la que los pericos se han tenido que enfrentar a equipos alemanes. Como gracieta, el tío suelta que los alemanes, desde que fueron derrotados en Stalingrado en 1942 (más bien sería en 1943, pero en fin) ya no son los de antes. Y habla de los Panther, cuando me imagino que se refiere a los Panzer. Así que ya vemos que la mística de la Segunda Guerra Mundial sirve para un roto y para un descosido.

Y como traca final, también en El País, una página entera de publicidad en color de la prestigiosa marca Salvador Ballicher, en la que promocionan un juego de maletas. Según dicen, es lo más; resistente, estable, estructura reforzada y no sé que más. Pero lo bueno es que esta colección de maletas se llama.... PANZER (!).

Pues sí, se ve que se reunieron los creativos y los expertos en marketing de esa casa para bautizar a las maletas y algún friki dijo: "¿Qué os parece que les pongamos Panzer?". Supongo que alguno advertiría de que alguien podría denunciarlos por apología del nazismo pero al final dijeron "pues vale, está bien". En la reunión esa de brainstorming acordarían que el nombre de Panzer evoca precisamente eso, resistencia, fiabilidad, etc. cuando no siempre era así, porque en Rusia fallaron más de la cuenta, pero claro, "T-34" tampoco les parecería el mejor nombre para una colección de maletas pijas.

Es curioso esto de los nombres de los productos. Yo de pequeño dormía en un colchón marca "Zeus"; no sé qué relación puede tener el dios griego con los colchones pero, en todo caso, siempre lo consideré como una falta de respeto. Igual que el dios egipcio Apis (en la foto), que alguien decidió que su nombre serviría para denominar latas de foie-gras, compitiendo con marcas como "La Piara". Me parece algo injusto, porque hoy día ya no hay seguidores de estas religiones para defenderlos. Aunque quizás dentro de algunos siglos haya latas de foie-gras marca Jesucristo o Mahoma y la gente de entonces lo vea normal.
Bueno, como veis se me ha ido un poco la pelota, pero hace años que tenía estas ideas en la cabeza y hasta ahora no había encontrado el momento ni el lugar para expresarlas. Así que aquí quedan. A ver si mañana retomo la línea habitual del blog.

6 comentarios:

Nacho dijo...

Ey... pues esta muy bien lo que cuentas. A mi tambien me ocurre lo mismo cuando leo la prensa. La IIGM esta más metida en nuestras vidas de lo que creemos. No obstante espero que dentro de muchos años el foi gras se haya prohibido y nadie lo consuma. Como sabes, es una tortura tremenda para los patos. Por cierto, el tema de los animales en la IIGM es muy desconocido. Y da para mucho... Pero esto ya son cosas mias... je je... saludos

Carlos dijo...

me ha gustado esta noticia, además no es del todo off-topic ;D

Jesús Hernández dijo...

Pues más noticias que tienen miga...
En un periódico de esos gratuitos he leído que ha saltado un escándalo en el Ejército alemán.
Se ve que hay un video en el que en un campo de entrenamiento un instructor estimulaba a sus hombres para que afinasen la puntería; para ello les decía que se imaginasen que tenían delante una furgoneta llena de negros del Bronx y que éstos estaban insultando a su madre. Además, les obligaba a decir "¡toma, hijop...!" cada vez que disparaban y cosas así.

Total, que el Ejército alemán ya ha dicho que, si es cierto, a ese tipo le caerá un puro.

Opinión personal e intransferible: lo primero, ¿se hubiera generado el mismo escándalo si eso pasase en los ejércitos GB, USA o italiano? Yo me imagino que en TODOS los ejércitos se dirán barbaridades como ésa y mucho más graves, pero cuanto ocurre en el Ejército alemán es mirado por lupa. Evidentemente, la sombra de la SGM es muuuuuy larga, pero estos escándalos me parecen ridículos, como el follón porque a unos soldados germanos se les ocurrió pintar un simbolo del Afrika Korps en su vehículo simplemente porque "molaba".

Y segundo; la inundación de lo políticamente correcto ya está llegando a límites insoportables. No se puede hacer nada sin que surga algún papista que se rasgue las vestiduras. Yo, al menos, estoy ya harto.

Como decía Luis Buñuel en sus Memorias (buenísimas), "como todo el mundo se opone al maniqueismo, me dan ganas de declararme maniqueo y obrar en consecuencia".

Nacho dijo...

Bueno, lo curioso es que es más grave insultar que matar. Se supone que un ejército esta para matar. E insultar es algo éticamente peor. Es un absurdo. En fin. Esta mañana me he comprado tu último libro. Me ha parecido que tiene una edición muy cuidada. Enhorabuena de nuevo.

Luis.Conde dijo...

jajaja, me ha encantado tu post. En realidad desde la óptica que planteas es bastante ridículo por ejemplo lo de los panzer o los comentarios del colega ese. En fin, que mejor estar calladito.
Por cierto, ya me estoy terminando tu libro de Enigmas y Misterios ... y es interesantísimo, de los 4 que llevo el más entretenido, desde luego. Desde Madrid, mi más sincera felicitación :)

Cebolla dijo...

Supongo que los nombres de las cosas se eligen hoy en día para evocar el poder de tiempos pasados. O bien puede ser que se arrastre un enamoramiento de esos inexplicables que deja la infancia. ¿Verdad que suena poderoso "acolchados Zeus"? Ja. Hace tronar el cielo de sólo pronunciarlo.