domingo, abril 24, 2016

LA VERGÜENZA DEL BÚNKER DE EL PRAT DE LLOBREGAT




Bueno, amigos, para ver búnkers no es necesario irse a Alemania. Los que vivís en Barcelona o alrededores tenéis muy cerca un par de búnkers de la Guerra Civil.

Bien, técnicamente son nidos de ametralladoras, pero me gusta más llamarles búnkers.

En la playa de El Prat de Llobregat, a escasos diez kilómetros de Barcelona, podéis ver este vestigio de nuestra guerra. Las coordenadas son 41° 17' 4.86" N 2° 5' 51.06" E.

En el mapa está junto a donde pone Pesca El Prat (he enviado una solicitud a Google para que aparezca señalizado).




Está situado ante una zona de juegos infantiles, en la que destaca una tirolina y una pirámide de cuerdas. Lo podéis ver en el centro de la imagen.




Por desgracia, el estado de esta pieza de tanto valor histórico es el que aparece en las fotos, una vergüenza.






Alguna vez he dicho que siento envidia de los ingleses por el enorme respeto que sienten por su propia historia. Si este búnker estuviera allí, seguro que estaría señalizado y protegido.

Aquí es utilizado, en el mejor de los casos, para tomar el sol encima o sentarse para quitarse la arena de los pies, y en el peor para hacer botellón. Junto a él siempre hay basura.




Pues eso, me parece una vergüenza el estado en el que se encuentra. Creo que no cuesta mucho protegerlo aunque sea con una línea de cuerdas -como las que hay en la zona para delimitar las dunas en las que crece la vegetación autóctona- y colocar un panel explicativo en el que se ofrezca información sobre esa construcción y el contexto histórico.

Igualmente, para paliar el vandalismo, se debería realizar un mantenimiento regular.




Lo ideal sería excavarlo y hacer que todo el búnker aflorara a la superficie, y asentarlo sobre una base sólida para que no se hundiese en la arena, pero ya es pedir demasiado.

No he podido encontrar mucha información sobre la historia de este búnker. Lo que sé es que fue construido en 1937 por iniciativa del Consejo de Defensa de la Generalitat de Catalunya y la Junta de Defensa de El Prat para proteger el aeropuerto de las incursiones de la aviación franquista desde sus bases en Mallorca.






El búnker formaba parte de una serie de pequeñas fortificaciones; entre ellas estaba el otro búnker que vamos a ver ahora.




Éste se encuentra a unos quinientos metros, siguiendo la orilla de la playa en dirección a Barcelona, justo antes de llegar al club náutico.

Podéis ver que está justo en la orilla, por lo que unas veces es visible y otras está cubierto por el agua.




En esta foto se aprecia claramente la planta del búnker, idéntica a la del anterior.




En este caso, el búnker no puede ser vandalizado, pero creo que se podría llevar a cabo alguna actuación para señalizarlo mediante un plafón informativo en el paseo, además de tratar de limpiarlo de algas.

Ya no hablo nada de trasladarlo unos cien metros hacia el interior para preservarlo, aunque si Hearst se llevó a Estados Unidos no sé cuántos monasterios y castillos españoles, no creo que sea imposible hacer lo que sugiero.




Pues como en vez de quejarse hay que actuar, se me ha pasado por la cabeza montar un change.org para pedir a las autoridades correspondientes que preserven estos puntos de interés histórico, pero si van a firmar dos docenas de personas no me pongo.

Ya me diréis qué os parece la idea y si estaríais dispuestos a apoyarla.

De todos modos, me imagino la respuesta de las autoridades, la típica en estos casos. El Ayuntamiento de El Prat dirá que la actuación corresponde a la Generalitat, la Generalitat dirá que, al estar junto al aeropuerto, corresponde a AENA, AENA dirá que es cosa del ministerio, y el ministerio dirá que de eso se encarga el sursuncorda.


Para concluir, y de propina, os voy a colar otras fotos que he hecho hoy, en el mirador de los aviones que aterrizan en el aeropuerto y en el parque natural del Delta del Llobregat, a tres minutos en coche de los búnkers.












6 comentarios:

Odrakir Onairos dijo...

Yo me apunto. Lo veo todos los veranos y da pena.

JESUS MORALES dijo...

Recordé el día que lo visitamos juntos... y el malestar que expresaste por la situación en que se encuentra... apoyo tu iniciativa desde lejos... abrazos... saludos...

Juan Revelles dijo...

Tienes mi apoyo en lo referente a la preservación de los restos históricos

Juanjo Galiano dijo...

Razón tienes Jesús, pero en los tiempos que corren es muy improbable que las administraciones muestren el más mínimo interés en preservar tales ruinas... Quizá si pudieran sacarle algún provecho para su causa... pero un pequeño bunker, en el que no hubo "crímenes de guerra" ....
Quizá sea mejor que ni esté señalizado, seguro que si lo estuviere los actos vandálicos fuesen mayores, así tal vez la mayoría de "ciudadanos" ni lo identifique....

Gracias por mostrarlo.

Montse Baduell Latorre dijo...

Yo lo apoyo. Y tienes razon, si esto estuviera en Inglaterra estaria protegido y habria una placa explicativa.

Jesús Hernández dijo...

Muchas gracias, Montse, un saludo.