viernes, mayo 05, 2017

¿SABÍAS QUE EL PAPEL FILM Y EL PAPEL DE ALUMINIO SE CREARON GRACIAS A LA SEGUNDA GUERRA MUNDIAL?




Bien, amigos, seguimos con otro capítulo de la presencia de la Segunda Guerra Mundial en nuestra vida cotidiana.

Ahora vamos con dos elementos que se han vuelto imprescindibles en nuestra cocina, y que suelen compartir cajón o armario: el papel film y el papel de aluminio.

El papel film, como sabéis, resulta de gran utilidad para la conservación de frutas, verduras o embutidos. Vamos con su historia, ligada al conflicto de 1939-45.

Una década antes de que estallase la contienda, en un laboratorio de la empresa Dow Chemical, en Estados Unidos, se descubrió por casualidad en el fondo de un matraz una sustancia plástica inmutable a cualquier producto químico. A finales de los años treinta, el Instituto Politécnico de Brooklyn, puntero en la investigación en ese campo, advirtió las posibilidades de ese polímero, desarrollando un método para fabricar una película con él.

Durante la contienda, el ejército norteamericano protegía de la corrosión los motores, armas y piezas metálicas, que eran enviados por mar en las cubiertas de los barcos a la intemperie, con celofán, papel encerado y papel de aluminio. En 1944, el Cuerpo de Intendencia reparó en la existencia de aquel polímero; si se le daba la suficiente flexibilidad y resistencia, podía ser ideal para ese cometido.



Así pues, el Instituto Politécnico de Brooklyn recibió el encargo de mejorarlo con ese fin, superando los principales problemas que presentaba ese material, que eran la estabilidad frente a la luz y el calor. Mediante el socorrido método del ensayo y el error, el 4 de mayo de 1945 se patentaba un “compuesto de cloruro de vinilideno estable a la luz”, lo que no era otra cosa que el papel film tal como lo conocemos.

A partir de entonces, el ejército dispondría de la película protectora que buscaba. La comercialización de ese nuevo producto autoadhesivo e impermeable, destinado a la conservación de alimentos, se llevaría a cabo en 1949.




El otro producto es el papel de aluminio. Como el lector puede imaginar, también hay que agradecer la existencia de ese fina lámina metálica con la que todos hemos envuelto tantos bocatas a la Segunda Guerra Mundial.


Tras el conflicto, la agencia de excedentes de guerra recuperó el aluminio con el que se habían construido más de 150.000 aviones, fundiéndolo en lingotes. Esa materia prima fue vendida a precio de ganga a Reynolds y otras empresas hojalateras.

Para dar salida a todo ese aluminio, esas empresas decidieron convertirlo en una lámina para uso doméstico, cuya capacidad para proteger y conservar los alimentos le llevaría a convertirse en un producto habitual de la cesta de la compra.

Por último, quiero desde aquí dar las gracias a Óscar y el Club de Lectura CGB de DKV en El Prat que hayan escogido mi libro Breve Historia de Hitler para su taller de lectura, ¡un saludo para todos ellos!


5 comentarios:

luis miguel santoveña rabago dijo...

Hola Jesús.Muy interesante esta entrada,como todo lo que escribes. Yo te sigo desde hace años,(tenías un grupo en messenger, yo pertenecía a el)estabas preparando tu primer libro.Mi pregunta es:¿para cuando un libro sobre nuestra guerra civil?.Ah una recomendación, la película:Al nacer el día, es subtitulada,una historia del holocausto, en Serbia.Seleccionada para los Oscar por Serbia y también en muchos festivales de cine.Un saludo

Jesús Hernández dijo...

Hola Luis Miguel, muchas gracias por seguirme desde los remotos tiempos del grupo Estudio de la Segunda Guerra Mundial...

¡Pues tienes el honor de ser el lector número 100.000 en preguntármelo! jeje...

Bueno, en serio, no es un tema que me llame la atención para escribir, además ya se ha escrito mucho y no creo que pudiese aportar nada nuevo como sí que creo que hago, modestamente, en el tema de la SGM.

De todos modos, tengo un proyectito en mente que sí .tocaría este tema... lo dejo ahí ;)

Pues la peli no la conocía, ¡gracias por la recomendación, me pongo a buscarla!

lbo dijo...

Creo que estás en un error al decir que el papel de aluminio se inventó a raíz de la 2GM. Ya existía unos 30 años antes y su uso doméstico se hallaba muy extendido para cuando la guerra estalló. Servía para envolver chocolate o tabaco, por ejemplo. Lo que sí creo fue una innovación de la 2GM es el papel de aluminio reciclado. De hecho durante la 2GM hasta a los niños en EE.UU se les solicitaba su colaboración en el esfuerzo bélico por la vía de donar el papel de aluminio de sus chicles o de organizar su recogida, pues era escaso y el papel de aluminio reciclado servía en la construcción de aviones.

Jesús Hernández dijo...

Hola, Ibo, te paso la cita y la fuente:

"...o en el papel de aluminio, que llegó al mercado de consumo después de que la agencia de excedentes de guerra "canibalizara" el sobrante de 150.000 aviones de combate de la segunda guerra mundial (...), fundiéndolos en lingotes de aluminio, una materia prima barata que Reynolds y otras empresas hojalateras decidieron convertir, por primera vez, en una lámina de uso doméstico".

Anastacia Marx de Salcedo, "Cocina de combate", Melusina 2016, Pag. 248.

Gracias, ¡un saludo!

lbo dijo...

Gracias, Jesus.
Mi fuente es esta:
Desde su creación en 1910, cuando Robert Victor Neher lo patentó, el papel de aluminio se ha ido extendiendo por un sinfín de mercados e industrias. En 1920, una de sus primeras aplicaciones fue para envolver chocolatinas y para proteger los productos lácteos. Diez años más tarde se consideraba ya como la forma más económica para mantener los productos frescos en todos los hogares.
http://aluminio.org/?p=873

Por otro lado, conviene recordar que el papel aluminio también se utilizó masivamente durante la 2GM como señuelo antirradar. Por ejemplo en la operación Gomorrah.