domingo, octubre 25, 2009

Hitler en Facebook

Bueno, pues a empezar la semanita. Yo a ver si le doy ya de verdad los últimos toques al próximo libro, lo envío antes del viernes y me tomo así unos días de descanso.

Por otro lado, respecto a las críticas a mi "Todo lo que debe saber de la Segunda Guerra Mundial" en Hislibris, cuyos comentarios cuadriplican (!!!) los de una entrevista muy interesante que hacen al gran -aunque creo que sobrevalorado- Antony Beevor, la verdad es que ese tema ya me aburre, así que vamos a otra cosa.

Esto seguramente ya lo habéis visto porque está corriendo por la red, pero como siempre hay por ahí algún despistado, os reproduzco aquí el Facebook de Hitler. No mata, pero tiene su gracia:



Pues se ve que el tema de Hitler y el Facebook tiene salida, porque he encontrado otro de éstos, pero en inglés, aunque si buscáis por ahì encontraréis unos cuantos más:



Por cierto, no sé a vosotros, pero a mí el Facebook empieza a cargarme. Eso de que empieces a ver lo que hay y te encuentras eso de que "Fulano abrió una galleta de la fortuna", o que te inviten a entrar en no sé dónde para saber "lo que tus amigos piensan de ti", o el pesao que te manda todo el rato la invitación para que te unas a la Declaración de los Derechos Humanos a pesar de que le das siempre a "ignorar", y como eso una docena de chorradas, sin contar el que aparece como amigo tuyo y la verdad es que no tienes ni p*** idea de quién es, pues la verdad es que creo que está acabando con el invento.

O igual lo que pasa es que soy un soso, que también puede ser, así que miraré de abrir una galleta de la fortuna de ésas, a ver si resulta que sí, que es tope divertido y yo sin enterarme...

30 comentarios:

Il Venturetto dijo...

¡Oye, que yo te tengo de amigo! xDDDDD

Aurelio Llorente dijo...

Bueno, para los "sosos" como tu y yo, siempre le puedes dar al botón "Ignorar todas las peticiones de este tipo" o algo así. Yo lo pulsé hace tiempo y ya no recibo tantas peticiones de chorradas de esas.

Likuid dijo...

No quiero oir quejas de los usuarios de Facebook respecto a la intimidad de sus vidas privadas... Lo probé doce horas y tuve que cerrar mi cuenta, me sentí como Winston Smith en 1984...
Sin acritud!

Likuid dijo...

Por cierto Pedroboso, en mi blog puedes ver las dos monedas, acabo de fotografiarlas.
Saludos!

Humberto dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Humberto dijo...

Jesús, podrías hacer un libro recopilatorio sólo con todo lo escrito acerca del tuyo.

Es mejor levantar tanta controversia que ser ignorado, ¿o no?

Otro apunte, ¿has visto cuantos de los que han leído tu libro les ha gustado? Unos cuantos...

Mira el vaso medio lleno. Yo lo veo así.

Likuid, fantásticas monedas. ¿Seguirás coleccionando?

Un saludo a todos.

Jose dijo...

El tema ese de todo el universo de chorradillas varias que rodea el facebook también lo puedes solucionar usando el facebook "ligero" (www.lite.facebook.com si no me equivoco). Es lo mismo pero quitando un montón de cosas superfluas, con una interfaz mucho más limpia.

Alisca dijo...

En mi opinión debemos ir al grano para acabar de una vez con todas con esta polémica: ¿qué opina el autor ante los errores que han señalado varios lectores del libro?

En mi opinión, y reconozco que no soy ningún entendido, los errores señalados son graves, con el agravante de que aparecen en un libro que pretende ser una guía rápida sobre este conflicto.

Creo que una respuesta por parte del autor sobre los errores detectados es necesaria ante la gravedad de las acusaciones vertidas sobre el libro.

Sin más, un saludo a todos.

Jesús Hernández dijo...

Ante el conminatorio requerimiento de "Alisca" (que curiosamente es la primera vez que lo veo aquí, no existe perfil, ni foto, etc.),lo único que tengo que decir es que, afortunadamente, esto no es la Alemania de los años treinta, en el que a los que se casaban les regalaban el Mein Kampf, o la China de Mao, en la que era aconsejable tener el Libro Rojo a mano para no ir a un campo de reeducación. Hoy día, cada uno es muy libre de comprarse el libro que le apetezca. Si a uno no le gustan mis libros, pues que se compre otros, que en España se editan cada año 60.000 libros.

Y dicho esto, volviendo a lo del Facebook, no sé si conocéis la campaña que hizo Burger King en USA; sacó una promoción por la que obtenías una hamburguesa gratis por cada diez amigos que borrases del Facebook. La campaña, que se llamaba Whopper Sacrifice, tuvo mucho éxito; un total de 233.906 amigos fueron sacrificados sin piedad a cambio de una hamburguesa Whopper. Al final Facebook obligó a retirar la campaña...
Si se hubiera hecho aquí en España seguramente hubiera sacrificado a diez amigos, porque las burguers del Burger King están bastante buenas, pero no por una del MacDonald, que no valen nada y encima se te repiten.

pedroboso dijo...

En cuanto al Facebook, yo directamente no estoy ni he estado registrado, paso.

JH muy buena la historia de los Burgers en USA, je,je. Sí desde luego se podría haber aplicado en nuestro país y ya veríamos los resultados.

Mario, amigo, donde estás? Tenerife 1 - Xerez 0... mmm sospechoso.

Saludos

pedroboso dijo...

Likuid, he dejado un comentario en tu blog. Las monedas son muy bonitas, has hecho una buena compra.

lema_09 dijo...

Alisca:

Mira que somos pesados. ¿Que el libro puede tener errores? Sí. Quien no ha escrito nada no sabe de la dificultad de hacer un trabajo impecable desde la primera a la última palabra. Es imposible. Es cierto que puede haber fallos, pero no dejan de ser simples detalles. Sin embargo, aún no he oído hablar a los detractores del libro acerca del estilo del libro en cuestión... se ve que cuesta una barbaridad reconocer los aciertos, pero es facilísimo hacer sangre por una fecha y dos nombres en un libro de 500 páginas.

Mario Tenorio dijo...

Hola a todos:

JH, estoy de acuerdo contigo, en cuanto a que cada uno lea lo que le guste, faltaría más. El que le guste Beevor pués Beevor yo personalmente me quedo con tus libros y los de Solar (aquí, en España). Pero me hubiera encantado que cuando me casé, me hubieran regalado un Mein Kampf del 39, como el que he perdido en Ebay al ser sobrepujado ayer (¡dita sea!), debido a mi poca experiencia en las subastas. No pierdo la esperanza.

pedroboso, ehhh! que no me escondo, es que he estado liadísimo con el curro. Enhorabuena, merecida victoria.
Os esperamos en Jerez, en el partido de vuelta, jeje.

Saludos desde el sur.

pedroboso dijo...

Mario, siento que hayas perdido la subasta, otra vez será..

Como bien dice JH en la Alemania de Hitler, en las bodas consideradas arias (aunque no todos los párrocos lo hacían) era costumbre (u obligación, quien sabe) que a los novios, la Iglesia les regalase un Mein Kampf el día del feliz enlace.

Yo tengo 1 de esos ejemplares, a diferencia de los que se entregaban al soldado o a la tropa, con la esvástica en el canto y en la portada; en éstos, no aparece la esvástica, únicamente en su interior, y aparece decorada con unas flores y hojas (una especie de laureles o flores de lys, no sé muy bien) entrelazadas entre sí.

En fin, que los recién casados se iban de luna de miel y se llevaban el librito y lo tenían a mano en la mesilla de noche... muy romántico, je,je

Mario Tenorio dijo...

Hola a todos:
Gracias pedroboso, ya lo intentaré en otro momento. Además de la edición para los recién casados, había una edición para los jubilados. Éstos, -a diferencia de los recién casados- supongo que se lo llevarían al parquecito de turno, a leerlo al sol, en las frías mañanas germanas.

Saludos desde el sur.

Marcos dijo...

Odio el Facebook, me deprime un montón, así que me lo he extirpado definitivamente, al igual que el resto de "redes sociales de Internet".
En cuanto a los comentarios de la reseña de Hislibris, son condenadamente cansinos. A ver, si al tipo no le ha gustado el libro, pues qué se le va a hacer. Si ha encontrado errores, pues qué esperaba. En todos, ABSOLUTAMENTE TODOS, los libros de historia hay errores, interpretaciones, omisiones, deslices o cagadas. Incluso Beevor la caga. Algunas cosas que dice David Solar son también discutibles. Irving, Atkinson, Hastings... todo el mundo cae en el gazapo o al menos en la afirmación rebatible. Es imposible escribir un tochete de 500 páginas sin que alguien te salte al cuello diciendo que en la página tal pone una cosa que según la referencia bibliográfica que aparece en el libro de menganito se podría interpretar que se omite la relevante participación de unidades que muy posiblemente se encontraban en camino cuando la batalla había terminado.
O sea, que seamos serios. Creo que al que hace la reseña no le ha gustado el libro porque le dan grima las obras divulgativas para lectores no especialistas. Después se ha enredado en buscar erratas y detalles rebatibles o interpretables. Pues si eso le entretiene que continúe con La Guerra Civil española de Beevor, que se lo va a pasar teta.

Humberto dijo...

¡Joe, Marcos! ¡Qué bien explicado! Suscribo tus opiniones.

¿Has pensado en escribir? Profesionalmente digo...

Un saludo a todos.

lema_09 dijo...

Hablando del señor Beevor, dijo en cierta ocasión que hubo tanques Tiger en Stalingrado. Esto sí que es un error como una catedral, pero nadie se lo ha echado en cara.

Heinz dijo...

Gracias Jesús por tomarte la molestia en contestarme, aunque tu respuesta no aclare el objeto de mi pregunta.

Naturalmente que todo el mundo es libre de elegir el libro que quiere comprar, faltaría más, aunque en este momento me meto en la piel de quien ha comprado el libro debido a que en la portada aparece "Todo lo que debe saber sobre la segunda guerra mundial" y porque en la introducción se lee que el libro puede ser usado como obra de consulta y referencia.

Soy de la misma opinión que otros usuarios al afirmar que cualquier libro puede contener gazapos, errores o afirmaciones discutibles, pero creo que un libro que pretende convertirse en fuente de referencia y de consulta debería cuidar mucho más esos detalles, que no es moco de pavo el afirmar que todos los aviones que atacaron Pearl Harbor partieran de un único portaaviones japonés o que el Repulse resultó dañado en la acción del U-47 en Scapa Flow, por poner un par de ejemplos. Ese tipo de errores son gravísimos y no simples detalles o "una fecha y dos nombres mal" como comentó anteriormente un usuario. Estos imperdonables errores dejan entrever una gran dejadez del autor a la hora de escribir el libro y, por lo tanto, lo considero una falta de respeto hacia sus futuros lectores.

En mi opinión no creo que esos lectores se lo merezcan, por muy novatos que sean. No deberíamos olvidar que esas personas han pagado veintitantos euros por el libro. ¿Se les podría devolver el dinero?

No me quiero enrollar más. Creo que he dejado claro mi punto de vista. Hay cosas que no se pueden dejar pasar así como así y como aficionado a la historia me siento en la obligación de dar mi punto de vista pidiendo una explicación, aunque la respuesta sea un sutil "mutis por el blog" o, lo que comúnmenet se conoce como "esconder la cabeza debajo del ala", sin querer ver la realidad en los errores reseñados, la mayoría de los cuales creo que no son susceptibles de interpretación alguna.

Vuelvo a reiterar el agradecimiento a Jesús Hernández, esta vez por permitir expresarme libremente en su blog. Lástima que su respuesta no fuera lo igual de clara que mi pregunta.

Saludos a todos.

Heinz dijo...

Por cierto, se me olvidó comentarlo. Soy el usuario Alisca pero me ha sido imposible publicar el comentario con ese nombre al darme constantemente un error de contraseña.

Misterios de la informática.

Jesús Hernández dijo...

Bueno, Heinz, se puede eternizar este asunto todo lo que quieras, pero a mí me aburre bastante y creo que a los habituales de este blog también.

Vuelvo a repetir lo que creo que ya dije alguna vez; por supuesto que mis libros contienen errores. Qué más me gustaría a mi que disponer de dos o tres años para revisar, repasar, contrastar, pasar el manuscrito a unos cuantos expertos, etc. Qué envidia siento cuando en el capítulo de agradecimientos, algunos autores cuentan que el manuscrito se lo revisaron no sé cuántas personas. Pero yo no tengo tantos medios, ni tengo negros ni nada, yo tengo que hacerlo todo como Juan Palomo, hasta los mapas cutrísimos que salen en el Breve Historia de la SGM los tuve que hacer a rotulador como buenamente pude. Yo pongo el máximo cuidado en que todo salga perfecto, a veces estoy toda una mañana para escribir dos folios, pero... la cagada siempre está ahí acechante, para saltar cuando menos te lo esperas. Resulta que lo has repasado un montón de veces y, cuando ves el gazapo publicado, te quieres morir.

Desde que empecé a publicar, siempre he agradecido cuando un lector me ha mandado de buena fe un listado con errores, para poderlos corregir. A veces he leído uno de esos errores y digo, "¿queeeeé, yo he puesto eso?". Y vas a buscar la página y SÍ, LO PONE.

En el caso de este libro hay algunos de esos errores y otros supuestos errores que aparecen así en las fuentes que he consultado, y que están sujetos a controversia, pero que son calificados de inmediato por algunos de errores "gravísimos".

Pero vamos al grano. Yo, con 43 años, y después de servir en varios frentes, como los personajes de Sven Hassel, ya veo a kilómetros el que señala esos errores como crítica constructiva y el que los toma como coartada para cargarse todo mi trabajo con una obsesión enfermiza. Algunos dicen que es por envidia; yo te digo lo mismo que respondió el que le preguntaron "¿Qué es peor, la ignorancia o la falta de interés?. "Pues ni lo sé ni me importa". De todos modos, me alegro que gracias a la búsqueda obsesiva de errores en mis libros esas personas hayan encontrado un sentido a su vida.

Lo que sí puedo decir es que si lo que pretenden es que me quede sin lectores, están logrando un "éxito" clamoroso. Y si lo que quieren es comerme la moral, pues te diré que poseo una gruesa y curtida piel de rinoceronte, rebozada de tierra de la sabana reseca por el sol.

Así que no te quejarás, Heinz, que para ser novato en el blog has tenido una respuesta XXL...

Jesús Hernández dijo...

¡C***! me acabo de enterar: Alcorcón 4- Real Madrid 0, bueno, bueno....

Heinz dijo...

Lo cual agradezco Jesús.

Para mí ya está todo dicho con respecto a este tema. Espero que otros libros que escribas no se vean salpicados por este tipo de desagradables polémicas.

Saludos a todos.

Mario Tenorio dijo...

Hola a todos:
¡Bravo, JH! ¡El mejor comentario que te he leído!
Me encanta la sinceridad y estas palabras tuyas, son sinceras, sin duda. Lo del rotulador ha sido meritorio, en serio.

¡A la mierda Beevor! (no sé porque, pero me apetece)

¿Con quién tengo que hablar de tu editoral para llegue tu libro de las masacres a Jerez? No hay forma de encontrarlo por aquí, -ya sé que estoy cerca de Africa- ni en las grandes superficies, jeje,

Saludos desde el sur.

lema_09 dijo...

Lo de que en el ataque de Scapa Flow fue alcanzado el Repulse no es un invento de Jesús. En el legendario "So war der U-bootkrieg" (Así fue la guerra submarina) de Harald Busch, así lo afirma. Y juraría que también lo dice el mismo Dönitz en sus memorias. Sin embargo, Luis de la Sierra lo desmiente en "La guerra naval en el Atlántico".

Son detalles, que se pueden corregir en posteriores ediciones.

Jesús Hernández dijo...

Efectivamente, lema 09; Pág. 77, línea 18 de "Diez años y veinte días", de Karl Dönitz: "Primer lanzamiento, blanco en el Repulse".
Así que Dönitz también cometió el mismo "gravísimo" error...

Likuid dijo...

Jesús, lo que está claro es que te "va la marcha", podrías haber dado esta respuesta meses antes y zanjar la discusión de raíz... ;)

Heinz dijo...

A ver señores un poco de seriedad por favor, que parece que nos estamos agarrando a un clavo ardiendo tratando de justificar lo injustificable. Al final alguien que nos lea podría aplicar el dicho "mal de muchos consuelo de tontos".

Con respecto al comentario de lema_09 que hacía referencia a que el famoso error de identificación del Repulse también aparecía en el libro de Harald Busch, me gustaría que me indicara qué edición y en qué idioma ha consultado del libro en cuestión para realizar tal afirmación. Tengo en mis manos la primera edición publicada en castellano por la editorial Juventud en el año 1962 y en su página 24 aparece:

"Al fin encontró allí dos unidades pesadas abarloadas y fondeadas cerca de tierra. Reconoció una de las siluetas: era el acorazado Royal Oak. En cuanto al otro buque, creyó que se trataba del Repulse (aunque después de la guerra se supo que era el viejo portaaviones Pegasus)."

No existe nota del traductor al respecto, por lo que deduzco que es fiel traslación del original o de una de las primeras ediciones en inglés (el libro no lo indica).

Con respecto al libro que escribió Dönitz y comentado por Jesús Hernández, le recomiendo a éste que lea la nota que corresponde a ese párrafo en cuestión(en mi edición de Esfera de los libros de 2005 corresponde al capítulo VI nota 13). En ella se indica que esa información está extraída del diario de guerra del mando de submarinos (K.T.B. del BdU de 17 de octubre de 1939) por lo que queda muy claro de donde sale esa información.

Si se pretende comparar el gravísimo error cometido en un libro que pretende ser de consulta escrito en 2009 con el cometido por otro publicado hace más de 40 años utilizando una única fuente de hace más de 70, creo que se va por el por mal camino.

Es mi opinión, claro está.

Sin más un saludo a todos.

Kinis dijo...

No se puede escribir bien, documentarse y corregir, cuando lo que se pretende es editar dos o tres libros al año.
Que este parece ser el caso de JH.
Visto desde mi faceta de lector.
Saludos.

Daniel dijo...

A los que ya pasamos los 30, le hemos puesto toda la onda a Facebook y no hay caso. Es una cosa estúpida.

No lo digo como insulto. Sino que es algo inútil e inconducente. Una forma de comunicación que se nos escapa, justamente por su futilidad.

Y ahí está el detalle, diría Cantinflas: es que es justo para adolescente sin un corno que hacer más que, al igual que Twitter, compartir la vacuidad de nuestras vidas y cerebros.

Saludos a los fans de Facebook.