jueves, abril 11, 2013

LOS FANTASMAS DE LA HISTORIA



Bien, como ya todo habréis visto KATYN, pasamos a los deberes para el fin de semana.

Me he acabado hoy el libro de Herta Müller del que os hablé, TODO LO QUE TENGO LO LLEVO CONMIGO, sobre la experiencia en el Gulag de los rumanos de origen germano. El libro no me ha gustado mucho porque es demasiado literario, si se puede decir así, y a veces uno desconecta un poco por las paranoias de la autora, pero resulta interesante para descubrir un drama del que no se sabía nada hasta que esta escritora rumana de origen alemán ganó el premio Nobel. Así que recomendable con reservas.

Y antes de ayer me acabé AMOR BAJO EL ESPINO BLANCO (no es raro que lea varios libros a la vez). La novela es también un tanto ñoña, como la película, pero se lee bien y sirve para situarse en el ambiente de la Revolución Cultural. Me ha gustado tanto o más que el film, ya que explica más cosas; se nota también que el director de la película tuvo que transigir con la censura, suavizando algún que otro aspecto. Así que sólo recomendable si os gustó la peli y tenéis curiosidad por la China de Mao.

Siguiendo con el tema de los excesos del comunismo, hoy he comenzado LOS ACUARIOS DE PYONGYANG, escrito por Kang Chol Hwan, un disidente de Corea del Norte que consiguió escapar de allí.



Voy por el principio, y todavía casi no ha entrado en materia, ya que está explicando la historia de su familia, pero el libro se devora, es muy ameno, creo que me va a gustar. Ya os diré más adelante si vale la pena leerlo, pero tengo pocas dudas al respecto, así que idlo localizando...




Y para que os entretengáis este fin de semana, os paso una recomendación del amigo David Martín. Se trata del trabajo de una fotógrafa holandesa, Jo Teeuwisse, que funde fotografías actuales con otras tomadas en el mismo lugar durante la Segunda Guerra Mundial. El resultado es tan espectacular como inquietante.



Parecen fotos de fantasmas, de ahí el título de su página, GHOSTS OF HISTORY.



También podéis encontrar las fotos en su página del FACEBOOK.



Se ve que la idea surgió de este otro trabajo dedicado al TERREMOTO DE SAN FRANCISCO. Así que ahora podemos disfrutar de esas fantasmales instantáneas de nuestro conflicto bélico favorito... Gracias, David, por descubrirme a mí y a los seguidores del blog ese original trabajo.

EDITO: Tras publicar la entrada, el amigo Luciano Falcón me ha dicho que él, ya en 2010, creó un efecto similar en una fotografía del Reichstag tomada en su visita a Berlín dos años antes, por lo que la idea de la fotógrafa holandesa no es tan original...

Aquí tenéis la foto:




3 comentarios:

David Martín Morillo dijo...

Gracias a ti Jesús por acercarnos de forma tan amena esta parte tan importante de la historia, con tus entradas y tus libros.

Diego Solanas dijo...

Leí "Los Acuarios" hace poco tiempo y me encantó. Bueno... quizá no es la palabra exacta para describir lo que sentí dado el tema del libro, pero me pareció muy bueno. Seguramente lo has leído pero otro que también es sobrecogedor es "El Infierno de los jemeres rojos", de Denise Affonço. Es breve, pero terrible. No sé si me explico...

Jesús Hernández dijo...

Acabo de terminar LOS ACUARIOS DE PYONGYANG y me ha gustado mucho, es un libro indispensable. Me apunto el de los jemeres, es un tema que también me llama la atención, ¡muchas gracias, Diego!