jueves, septiembre 26, 2013

"LA VERDAD SOBRE EL CASO HARRY QUEBERT" TE DEJARÁ K.O.


Bien, acabo de terminar de leer LA VERDAD SOBRE EL CASO HARRY QUEBERT, del suizo Joël Dicker. Como os dije, la comencé sin muchas expectativas; novela policíaca, título anodino, demasiado extensa (casi setecientas páginas)...

Sin embargo, haciendo un símil boxístico como los que utiliza el autor en su novela, tengo que reconocer que Dicker me ha dejado K.O. Cuando acabas de leer el libro, te sientes aturdido, apabullado por lo que acabas de leer... y sentir. Sientes que Dicker te ha llevado a su terreno, te ha fintado, te ha engañado, te ha vapuleado... y al final te encuentras ahí, tumbado en la lona. Y es que "el caso Quebert" no es una novela al uso, es una auténtica experiencia.

El primer capítulo te atrapa y, a partir de ahí, con una prosa limpia y sin aditivos, Dicker te sumerge en una historia que te obligará a pasar las páginas a toda velocidad. Cuando lo estés leyendo en el metro, maldecirás haber llegado a tu estación. Y cuando llegues a casa por la noche, no sabrás si ponerte a cenar o seguir con el capítulo que dejaste a medias...

Adictivo y absorbente hasta decir basta, ya no podrás parar de leer hasta conocer quién mató a Nola Kellergan.


Sin embargo, "el caso Quebert" no es un libro perfecto. Dicker, quizás debido al descaro propio de su juventud, se adorna con algún que otro giro final que puede acabar por marear a alguno, sin contar con alguna trampa de guion que puede irritar a alguno (y hasta aquí puedo leer), lo que explica algunas de las malas calificaciones que se pueden leer por ahí.

Pero el mérito de Dicker es incuestionable. "El caso Quebert" es un edificio complejísimo, con decenas de personajes, y moviéndose en varios espacios temporales, pero es imposible perderse, y lo dice uno que suele perderse con mucha facilidad en este tipo de libros.

No se percibe la delicada arquitectura necesaria para sostener tamaña estructura; el libro fluye de tal modo que parece escrito de un tirón, sin ninguna dificultad y eso -lo digo por propia experiencia- es realmente difícil de conseguir. No hay nada más difícil que hacer que una cosa parezca fácil.

Y un apunte; el traductor, Juan Carlos Durán Romero, traduce textualmente ghost writer por "escritor fantasma", cuando en español es "negro". Quiero pensar que lo ha hecho así por incompetencia y no por corrección política, lo que sería todavía más grave.

Si queréis saber algo más sobre el autor, AQUÍ tenéis una interesante entrevista que concedió el pasado mes de junio a El País.

No os digo más, sólo que os subáis al carro de "el caso Quebert" antes de que sea tarde, es decir, antes de que este libro lo esté leyendo hasta la peluquera del barrio, como le pasó a Los hombres que no amaban a las mujeres, El código Da Vinci y, años antes, El nombre de la rosa o El perfume... Y seguro que tendremos película.

Así que leedlo ahora y no esperéis a que os lo cuenten...

9 comentarios:

David Mañas dijo...

A mi también me ha gustado bastante este libro. Te recomiendo ,aunque probablemente ya lo conozcas ,la saga del detective Bernie Günter del escocés Phillip Kerr. Detective privado en el Berlín de los años 30 y siguientes.
Un saludo

Jesús Hernández dijo...

Gracias, David, por el consejo: sí, leí su libro "Violetas de marzo" y, a pesar de que reconozco que estaba bien ambientado, no me enganchó para nada, no sé por qué.

Jesús Hernández dijo...

Por cierto, he comenzado a leerme otro best seller, "Inferno", de Dan Brown, para compararlo con "el caso Quebert"... de momento me parece una basura, pero le daré una oportunidad.

coto maro dijo...

Perdonen que les moleste con mis tonterías.

http://www.periodistadigital.com/politica/sucesos/2013/09/28/sabe-quien-nos-salvo-de-un-desastre-nuclear-de-espanto-stanislav-petrov.shtml

pedroboso dijo...

Bueeeeno, pues ya tengo el de Timur (Ha vuelto) y el de JH (Bestias nazis) y pte. de leer aún el de Dicker.

Jesús Hernández dijo...

Interesante apunte, coto maro, gracias!

Pues llevo un tercio de "Inferno", de Dan Brown; no podía imaginar que un libro tan trepidante pudiera ser tan mortalmente aburrido. Si sigo con él ya es por honrilla personal; si esto sirve para que otro aproveche mejor su tiempo leyendo otra cosa estará bien empleado...

pedroboso dijo...

Jesús, yo me lei el de "Inferno" y no me aburrí, me gustó mas menos; pero eso sí, lo peor es el final... con lo cual no te estoy animando demasiado, ja,ja!!

Patricio Donato dijo...

Excelente libro, lo leí hace un par de meses yy comparto tu sensación. No sabes cuando dejar de leer, poque cada capítulo te deja intrigado y con ganas de más. Y la trama va y vuelve, sembrando pistas que te llevan en diferentes direcciones.... muy, muy bueno. Me sumo a tu recomendación. Saludos

Jesús Hernández dijo...

Gracias por tu aporte, Patricio, un saludo.