lunes, mayo 25, 2009

Munich 72 (1ª Parte: El Secuestro)

Yo, a lo mío. Como os dije, me he quedado pillado por los grupos terroristas de los años 70. Viendo la peli Munich, de Steven Spielberg, ya flipé con esa estética, y la peli de la banda Baader-Meinhof me acabó de atrapar en el tema.



Pues hoy vamos con uno de los actos terroristas más famosos, el que ocurrió durante los Juegos Olímpicos de Munich 72. Los más viejos recordaréis cómo España se llenó de unas pequeñas bolsas de deporte de color azul marino con el logo en blanco de Munich 72, pero que no eran para ir a hacer deporte, sino que servían a los currantes para llevar el bocata, y hoy día son auténticos objetos de culto.

De esos Juegos recuerdo, y eso que sólo tenía entonces seis años, al gran Mark Spitz ganando sus siete medallas de oro, y al mítico Mariano Haro quedando cuarto en los 10.000 metros lisos:



Pero Munich 72 pasó a la historia, desgraciadamente, por el secuestro de nueve atletas israelíes por el grupo palestino Septiembre Negro (me encanta ese nombre, "Septiembre Negro", es una caña).

Durante los Juegos, el mundo tenía sus ojos fijos en esa ciudad; los alemanes, para quitarse la mala fama ganada a pulso durante la guerra, habían organizado unos Juegos fantásticos. La gente se quedó impresionada con el estadio olímpico:



Pero los alemanes, empeñados en parecer amables y distendidos, relajaron las medidas de seguridad. Por ejemplo, para entrar en la Villa Olímpica sólo había que saltar una valla de dos metros, y eso sería aprovechado por los tipos estos de Septiembre Negro.

Hacia las cinco menos veinte de la madrugada del día 5, mientras todos los deportistas dormían, ocho terroristas palestinos, vestidos con chándal y llevando pistolas y granadas en bolsas de deporte, escalaron la verja que protegía la Villa. En el salto fueron incluso ayudados por atletas norteamericanos creyendo que, al igual que ellos, querían subir a sus apartamentos después de una noche de marcha. Una vez dentro, fueron hacia el edificio que ocupaban los israelíes.

Cuando los terroristas intentaron entrar, uno de los atletas, que era entrenador, se dio cuenta y trató de empujar la puerta para que no entrasen, dando la voz de alerta. Pero otros entraron por otro lado y hubo un tiroteo. Un levantador de pesas, que era veterano de la Guerra de los Seis Días, logró arrebatar el arma a uno de los terroristas, pero resultó muerto por un disparo. Al final, el entrenador también murió, cuando se enfrentaba valientemente a uno de los asaltantes armado únicamente con un cuchillo de fruta.

Tras las dos muertes, los terroristas tomaron como rehenes a nueve integrantes del equipo. Esta foto de uno de los secuestradores se haría muy famosa:



Los secuestradores exigían la liberación de 234 palestinos presos en cárceles israelíes y dos más encarcelados en Alemania, así como su traslado seguro a Egipto. Si en tres horas no eran atendidas sus exigencias, darían muerte a los rehenes.

La respuesta de Israel fue inmediata y contundente, rechazando cualquier negociación. La primera ministra Golda Meir, dijo: "El gobierno israelí no negocia con terroristas".

Viendo que el gobierno israelí era duro de pelar y que no cedería, al final los secuestradores se conformaron con que les pusieran un avión a Egipto. Las autoridades alemanas dijeron que aceptaban, pero en realidad estaban tramando algo...

¿Qué pasó a continuación? Lo veremos en el siguiente episodio.

14 comentarios:

ruffian dijo...

Buenas, yo escribi algo sobre esta peli en mi blog el año pasado. Os dejo el enlace aqui:
http://fotoruffian.blogspot.com/2008/11/munich.html

Se ve que tenemos intereses comunes. Saludos a todos.

Humberto dijo...

La historia es impresionante.

Yo la conocí en detalle por "Munich" de Spielberg.

Se la recomiendo a quien no la haya visto.

Por cierto, he empezado "100 Historias secretas de la Segunda guerra Mundial" y que os voy a contar... ¡me tiene atrapado!

Y eso que a uno le parece que poco se puede descubrir ya de este conflicto... ¡Craso error!

Un saludo a todos.

Jesús Hernández dijo...

Porra para el Barcelona-Manchester de hoy.

El ganador obtendrá como premio el reconocimiento de todos los demás como un gran entendido balompédico.

Mi apuesta es 3-2, con gol providencial de Messi en la prórroga.

¡Hagan sus apuestas!

Mario Tenorio dijo...

Buenos días:
2-0
Saludos

Strategos dijo...

3-1 a favor del Barça.

Mario Tenorio dijo...

Jesús, he terminado de leer tu libro "Operación Valkiria"; corrígeme si no es cierto, la cuñada de Stauffenberg, Melitta Schiller era de ascendencia judía y estuvo a punto de ser deportada, pero no se si lo evitó Stauffenberg o la suerte.
Otra cosa; ¿sabes si Stauffenberg sabía lo que ocurría en los campos de exterminio y de ahí otro motivo añadido para su oposición a Hitler?
Gracias.
¡Viva el Barça!

Jesús Hernández dijo...

Pues el caso de la cuñada de Stauffenberg lo desconozco.
Sobre si sabía lo que pasaba en los campos de exterminio, lo más probable es que no, ya que era un asunto del que muy pocos en el Tercer Reich estaban al caso. Lo que sí es seguro es que conocía las masacres de judíos y partisanos en el frente oriental, ya que era algo conocido por casi todos los que participaban en él.

Mario Tenorio dijo...

La cuñada de Stauffenberg, un personaje curioso:
http://www.drk.de/generalsekretariat/stauffenberg.htm

Saludos

tayeirand dijo...

Jesús, estoy leyendo las Memorias de Churchill de la WWII y me llama la atención una cosa.

Los telegramas del PM a Roosevelt, siempre los encabeza

"Ex personalidad naval a Presidente"

Salvando el hecho de su antiguo cargo, hay algún motivo concreto para que los encabece así?

Gracias.

Ah! Yo tambien apuesto por un 3-2

Ignota dijo...

Gran peli Munich, gana bastante en el segundo visionado.

Por cierto enhorabuena a los culés por ese triplete! Y a Mario Tenorio que ha dado en el clavo jeje

Jesús Hernández dijo...

Qué vista, Manu Tenorio, tienes nuestro reconocimiento como entendido futbolero.
Yo pensé que sufriríamos más... pero ha sido más fácil de lo que pensaba. Lo mejor; la cara que se le quedaba al niñato del Cristiano Ronaldo cuando veía cómo se le marchaba la Copa.
Tayeirand; no lo sé, pero sí, es curioso, investigaré.

Mario Tenorio dijo...

Tengo que decir que la suerte me acompañó en la porra, ya que no entiendo nada de fútbol, solamente mi afición por el Barça.
¡Ah!, ya te avisaré, cuando saque mi próximo disco, jeje.
Saludos
Manu Tenorio ¿¿??

Jesús Hernández dijo...

Ja, ja, es verdad, vaya lapsus! Debe ser la resaca por la Copa...

Jesús Hernández dijo...

Ya que hablamos de fútbol, mirad esta brutal entrada que se ha producido en la liga sudafricana. Aviso de la que imagen es espeluznante.