miércoles, octubre 24, 2012

QUIERO HACER HISTORIA


Bien, el comentario de Ibo para la entrada anterior, en la que decía que me veía "muy tremendista con los presagios y con los paralelismos históricos" me ha hecho reflexionar...

Pues sí, quizás soy tremendista porque insconscientemente deseo asistir a algún hecho histórico o, incluso, protagonizar alguno. Hasta ahora, a mis 46 años, tan sólo he asistido a dos o tres hechos que se pueden calificar sin dudar de "históricos": la muerte de Franco, el 23-F o, ya puestos, al atentado del 11-S.

No puedo dejar de pensar en la cantidad de acontecimientos históricos a los que habría asistido a mi edad si en vez de nacer en 1966 lo hubiera hecho en el año 1900: Declaraciones de guerra, armisticios, revoluciones, guerras civiles, descubrimientos, grandes naufragios, hazañas aéreas...


Para un historiador resulta frustrante conformarse con el protagonismo en hechos históricos que te permite el que tu equipo gane la Champions o tu selección un Mundial...

Sí, ya sé que mejor vivir esta historia aburrida que nos ha tocado y no otra en la que la gente muere a millares o millones, pero es sólo una reflexión.

Y como una cosa lleva a otra, la he ligado con la actual fiebre independentista que se vive por estos lares. ¿Qué tiene qué ver? os preguntaréis.

Pues yo creo que sí... tengo la impresión de una parte del apoyo al independentismo que hay aquí procede de ese deseo de protagonizar un hecho histórico, y no es tontería. En estos momentos, el panorama que se presenta, no sólo a los catalanes, sino al conjunto de los españoles, no es demasiado ilusionante; esperamos que llegue un inminente rescate que va a empeorar nuestras condiciones de vida, y que va a implicar que nos tengamos que apretar más si cabe el cinturón. Lo peor es que no se el final de túnel...

Y para los jóvenes, esa sensación es todavía peor; saben que por mucho que estudien no van a salir de mileuristas y que seguramente van a tener que irse a algún lugar desde el que puedan saludar a sus padres saliendo en Españoles en el mundo.

Ante esa desesperanza, aquí se ha sabido presentar la futura independencia como el Bálsamo de Fierabrás; la gente va a ganar más dinero, van a subir las pensiones, las autopistas ya no serán de peaje y hasta se va a ligar más.


Y también se presenta con una idea muy atractiva; la posibilidad de HACER HISTORIA. Ese entusiasmo de las masas al comienzo de la Primera Guerra Mundial, en la toma del Palacio de Invierno, al advenimiento del Tercer Reich, la fundación del Estado de Israel, o en cualquiera de las otras revoluciones siglo XX, es en realidad un entusiasmo por el hecho de saber que se está siendo protagonista de la Historia, que se está participando en algo que siempre podrá contar a los nietos... Y aqui hay gente que se entusiasma vislumbrando esa emocionante posibilidad.

En cierto modo, y a nivel de toda España, el movimiento 25-M de los indignados y su #spanishrevolution también se alimentó de ese deseo de muchos de no permanecer como meros espectadores de lo que va ocurriendo y tratar de hacer historia, en el sentido que sea.




El presidente de la Generalitat, Artur Mar, ha sabido captar esa fuerza subterránea y hasta cierto punto inconsciente a su favor, como lo demuestra el que trate contínuamente de incorporar la épica a su actuación. Seguramente él tambien participa de esa idea de que querer hacer historia; entre pasar a la posteridad como el siguiente de una lista, precedido por José Montilla, o pasar a la historia como un padre de la patria, como George Washington o Kemal Atatürk, no hay color...

NOTA: Desearía que los comentarios no se centrasen en el tema de la hipotética independencia de Cataluña, puesto que en un post anterior ya se debatió y cada uno ya expuso su postura, así que creo que sería mejor hablar de ese deseo, consciente o no, de hacer historia, u otra cosa que se os ocurra, claro.

21 comentarios:

Kordo dijo...

Bueno, yo no creo que la gente tenga o no tenga ganas de hacer historia, ya que eso lo determinará el devenir de los años. Simplemente la cosa es más sencilla, la gente está harta de esta situación y de que paguemos el pato siempre los mismos, y quiere soluciones ya, sean históricas o no.
Si está teniendo éxito la campaña independentista en Cataluña es porque muchos lo ven como una salida a la actual situación de crisis. Pero claro, eso nunca se sabe a ciencia cierta.
Hace pocos días Jordi Évole entrevistó a Artur Mas en su programa de 'Salvados', y el president dejó claro que, en caso de independencia, ni quitaría peajes en las autopistas, ni copagos sanitarios, ni regreso de la jubilación a los 65, etc.
Ante estas declaraciones se te caen un poco algunos mitos independentistas y te planteas si no sería mejor aquello de más vale malo conocido que bueno por conocer.
En fin, perdón a Jesús por si me he desviado un poco al tema independentista, pero creo que todo va un poco ligado y a veces es inevitable tocar algunos palos.

Saludos

Nacho Mayol Ortí dijo...

Hola soy nuevo en tu blog, te sigo desde hace un tiempo y me encanta lo que escribes. Aunque estoy en absoluta y total desacuerdo con tu postura ante la independencia.
Aunque me gusta este post porqué tiene un cierto angulo interesante. Creo que tienes razón, todo el mundo le gustaría dejar su huella en esta vida, total son cuatro días.. Y Artur recortes-mas ya lo ha dicho, cuando consiga el referéndum deja la presidencia, como un héroe pal populacho.
Y en cuanto al pueblo a todos nos gusta decir: "yo estuve en el partido que marco el gol X contra Y" o "Yo estaba en la mani tal".
Debemos estar tranquilos, nosotros estamos en un punto de la historia que perdurará para siempre. ¿O es que alguien duda de que la mierda crisis en la que vivimos no perdurará en la historia?
Saludos a todos, seguiré leyendo tus libros e indignándome con tus comentarios pro-Ciutadan's

Nachitoponce

Nonsei dijo...

Bueno, has visto el fin del comunismo y estás viendo el fin del capitalismo. No me parece que estemos viviendo en tiempos poco interesantes.
En épocas difíciles la gente necesita creer en algo. Con la crisis de las ideologías las promesas de independencia son una solución de urgencia. En el fondo es cambiar algo para que no cambie nada, que es lo que quiere la gente.
Un saludo.

Jesús Hernández dijo...

Tienes razón, Nonsei, no me acordaba... aquel mes de noviembre de 1989 en el que vimos en directo como caía el Muro de Berlín, y después la caída de Ceaucescu, etc., fue emocionante, ver como se derrumbaba algo que hacía apenas un mes parecía inamovible y eterno. Otro ejemplo más de cómo puede cambiar todo en un momento...

Nacho dijo...

Hola Jesús, hola a todos. Bien, yo creo que si no ocurren acontecimientos dignos de ser vividos es precisamente por cómo finalizó la II Guerra Mundial, tema muy nuestro por cierto. Una vez derrotado al diablo (Hitler) y a su endemoniado régimen, todo ha girado en que ese régimen no vuelva a ningún país. Así pues, a cualquier dictadura militar surgida desde entonces la han emparentado a Hitler, cuando lo cierto es que nada tiene que ver una dictadura militar, digamos surgida en América Latina, con el ideario nazi.

Yo creo que el triunfo ha sido volvernos personas poco reflexivas. No puede ser que los jóvenes llamen "fascistas" a banqueros y políticos de derechas cuando lo cierto es que esos mismos políticos de derechas fueron los que derrotaron a Hitler. La confusión mental es tan grande que ni siquiera sabemos contra quién o contra qué hay que luchar.

La gente cree que saliendo a la calle con pancartas está haciendo historia. Y en mi humilde opinión, están haciendo simplemente el ridículo.

La única forma de cambiar esta sociedad es luchando contra ella como hizo Hitler. A partir de ahí la gente puede criticar esta medida, cómo no, tachándola de nazi. Y cada vez que alguien llama "nazi" o "fascista" a una forma de hacer política está haciéndole el favor a su enemigo.

Para luchar contra esta sociedad hay que atacar a quienes ganaron a Hitler y no caer en la trampa de llamarles nazis. Mientras esto ocurra, los que ostentan el poder en la actualidad tienen ganada la batalla. Pero para eso vencieron a Hitler, no lo olvidemos.

Saludos a todos

Javier dijo...

Creo que el problema del independentismo ha sido presentado por Mas muy oportunamente tras su descenso en el ranking de Presidents más populares de los últimos años.


Si miramos los once principios de Goebbels, yo veo una clara aplicación a

Principio de simplificación y del enemigo único (el estado español).

Principio de la transposición:
Cargar sobre el adversario los propios errores o defectos, respondiendo el ataque con el ataque. Si no puedes negar las malas noticias, inventa otras que las distraigan (no hablamos de los recortes de Cataluña , sin embargo, hablemos de independentismo y de las muchas ventajas que pueda aportar alejarnos de los recortes de España);

Principio de la exageración y desfiguración: Convertir cualquier anécdota, por pequeña que sea, en amenaza grave (por ejemplo, las palabras de Wert);

Principio de la vulgarización (hablar de independentismo es un mensaje simple y fácilmente entendible hasta por el más inculto de la masa);

Principio de orquestación: "Si una mentira se repite lo suficiente, acaba por convertirse en verdad" (repitamos una y otra vez, "independientes viviremos mejor");

Principio de la transfusión (despertando la españofobia);

Principio de la unanimidad: Llegar a convencer a mucha gente de que piensa "como todo el mundo", creando una falsa impresión de unanimidad (dando por sentado que todos en Cataluña quieren la independencia).


Es sólo mi opinión y mi punto de vista de lo que está ocurriendo en Cataluña, siendo un reflejo de la asquerosa y por otro lado útil teoría que nos dejó Goebbels, que tanto se pone en práctica en los medios de comunicación modernos y en la política actual.

Más allá de eso, no creo que se trate (solamente) de querer hacer historia, que por otro lado, a más de uno puede motivarle.

pedroboso dijo...

Pienso que no tiene nada que ver con hacer o no historia, lo digo dentro de mi ignorancia en el sentido que ni soy catalán ni vivo en Cataluña.

Ahora bien, yo me pregunto y si alguien lo sabe que me responda: ¿Se ha pronunciado al respecto el Presidente u otros miembros de la Confederación o Círculo de empresarios catalanes?
¿Que va a ocurrir, bajo una hipotética independencia, con las miles de empresas catalanas que venden sus productos y tienen negocios en el resto del territorio nacional? ¿No se van a resentir sus ventas y cifras de negocio? ¿Seguiremos comprando el cava a los catalanes o lo buscaremos en otro sitio? ¿Que ocurre con los clientes de La Caixa, se pasarán al Santander, Popular o BBVA? Y así cientos de preguntas...

Yo desde luego puedo decir, que en mi tierra muchos empresarios, conocidos, amigos o clientes, ya están hablando de boicotear los productos catalanes y cambiándose de Banco...

Saludos

Anibal Beteta dijo...

Hola, soy nuevo en este blog por lo cual un saludo a todos.
No ha sido el mejor momento para entrar, el tema de Cataluña y Vasco me cansa ya, soy de los que pienso que no va a pasar nada, que es un alarmismo creado para levantar cortinas de humo en muy malas gestiones políticas y que consigue su fin en tanto en cuanto con ese brindis al sol del nacionalismo catalán, en lugar de bajar en las encuestas, suben. Objetivo cumplido, se mentienen en el poder. No va a ocurrir nada mas. A mi entender y ojalá acierte, no son momentos históricos a los que estamos asistiendo. Dejemos pasar cuatro años y veremos y si estaba en lo cierto o no. Saludos.

L'home del sac dijo...

Yo creo que momentos históricos has vivido más de los que dices, lo que pasa es que se tienen que ver con perspectiva. Por ejemplo ya te han dicho la caída del muro de Berlín y reunificación de Alemania. Pero seguro que muchas cosas que están pasando en un futuro saldrán con mayúsculas en los libros de historia por los cambios causados en la sociedad (seguro que más que la independencia de un pequeño país) como la revolución digital causada por la irrupción de internet que está cambiando la manera de comunicarse, de acceder al conocimiento, de poder opinar, etc... o también algunos avances médicos o científicos.
Respeto a la independencia, no creo que sea un factor importante el querer hacer o no historia, sinó que ya había una serie de motivos y ansias latentes que nos conducían hacia el momento actual y que ahora han llegado a la masa crítica, però por otro lado, aunque no sea el motivo, a muchos nos ilusiona también el pensar que estamos viviendo un momento histórico. Por ejemplo, los que estuvimos en la mani del 11S, pues en el momento en que estás allí y te das cuenta del éxito, pues piensas que si al final se consiguen los objetivos, dentro de unos años, esta manifestación saldrá en los libros como un momento importante del proceso, y la verdad hace ilusión pensar que uno ha participado de este momento histórico.

Mario Tenorio dijo...

Parece que casi nadie respeta la nota que añadía JH a su entrada solicitando que los comentarios no se centraran en el asunto del separatismo catalán. Es lo que hay Jesús, y lo que interesa hoy por hoy es lo que se está cociendo en Cataluña y no puedo culpar por ello a mis amigos del blog.

Yo, -sin que sirva de precedente- voy a centrarme en la entrada:
No tengo ningún interés en vivir momentos históricos -soy cobarde por naturaleza- prefiero leerlos en los libros de JH. El 23-F, no lo entendí (tenía 13 años) hasta que empecé a leer algunos libros sobre la cuestión. La caida del muro (tenía 22 años) la viví muy ocupado en otros menesteres. El 11-S me pillo con un plato de arroz por delante y continué comiendo (¡tenía 34 años!), no entendí nada en aquella ocasión tampoco. Lo que quiero decir -aparte de mi ineptitud para reconocer momentos históricos- es que éstos pueden ser difíciles de reconocer, en tanto que pasen por el filtro del análisis profundo y la valoración de sus consecuencias o repercusiones en la sociedad y hasta que sean considerados merecedores de pasar a los anales históricos.

Repito. No tengo interés en vivir momentos históricos (de relevancia política o bélica, me parecen peligrosos para la salud, prefiero quedarme con el mundial de la selección española, o cosillas así.

Saludos desde el Sur.

Jesús Hernández dijo...

ESTA NOCHE, ENTRE 00.00 H. Y 02.00 H. ME ENTREVISTAN EN EL PROGRAMA DE RADIO "LA OTRA MIRADA". LO PODÉIS SEGUIR AQUÍ.

La entrevista quedará colgada en la web del programa, ya os pondré el link.

Overlord dijo...

Hoy han salido los datos de la EPA, y por ejemplo en la provincia de Granada donde yo he vivido hay casi un 38% de paro, ese dato si fuera real sería insostenible, en el polígono industrial donde trabaja mi padre es norma que los trabajadores no estén dados de alta y los que están dados de alta tienen un contrato de 20 horas o menos pero trabajan 40, el resto de horas lo cobran en negro. Aquí en Granada durante los fines de semana todos los bares están llenos, los centros comerciales a rebosar, esas cosas con casi 40% de paro serían imposibles y además si fuera real ese dato, la atmósfera en la calle sería de crispación diaria. La última vez que visite a mis padres en Granada pasé por la calle San Juan de Dios donde hay un local donde la gente mas necesitada puede comer, creo que es de Cáritas, pues bien yo pase por ese local sobre las 10:30 y ya había gente haciendo cola y eso que la comida la sirven sobre las 14:00, había gente de 30, 40... que demonios hacen allí haciendo cola en vez de buscar trabajo? Se tiran toda la mañana sentados esperando un plato de comida. Esa gente de 30, 40... que esperan, que el trabajo les vaya a buscar? No quiero dar la paliza más, pero me reafirmo, el dato de Granada de un 40% de paro es MENTIRA, no me lo creo. Que haya gente que lo este pasando mal, sin duda, es verdad!! pero hay un fraude bestial!! Saludos. Pasad un buen fin de semana

coto maro dijo...

También se puede calificar de histórica la crisis que estamos sufriendo y además todavía no ha terminado.
Desahucios, emigración, paro....

Ciao

J. H. dijo...

"Hacer Historia" no es ver unos hechos por la TV(11/9 , 23F, caída del muro,etc) o manifestarse en algún momento...hacer historia es estar allí, jugártela, oir tiros o dispararlos, y salir con vida,eso es hacer historia.

Bergadrak dijo...

Sin saberlo, muchas vidas anónimas han llegado a hacer historia. En la segunda guerra mundial sin ir más lejos, mucha gente en todo el mundo colaboró para derrotar a Hitler. Un pequeño ejemplo son las redes de evasión tanto de personalidades políticas, intelectuales y sociales, como de judíos y de aviadores abatidos. Este tema me apasiona. Fueron muchos los que de manera totalmente anónima contribuyeron en estas redes. Cierto que algunos lo hicieron a cambio de dinero, pero hubieron otros que lo hicieron por ideales.

Estoy seguro que a la gran mayoria de los que colaboraron en estas redes les importaba un rábano estar haciendo historia o no. Ponían su vida en peligro y no buscaban ni medallas ni reconocimiento: llegar a casa cada noche a salvo sin caer prisioneros o morir en un tiroteo fortuito eran sus máximas aspiraciones diarias. Y aun así, hicieron historia.

Por eso mismo, pensar que se está haciendo historia me parece pretencioso. Prefiero pensar que al tomar parte en manifestaciones, huelgas o otro tipo de convocatorias protestatarias, más que hacer historia, estamos sumando esfuerzos para lograr mejoras. Siempre que he ido a manifestarme o he participado en alguna huelga lo he hecho creyendo que mi presencia allí era sólo un grano de arena. Lo bueno es ver que cuando se suman cientos, miles de granos de arena, se logran cosas importantes. Sin esos granos de arena, sin esa gente anónima que prefirió hacer algo por poquito que sea a quedarse en casa a salvo, la humanidad ha logrado grandes revoluciones sociales que han acabado con la esclavitud, los absolutismos y las tiranías. Los líderes pudieron dirigir, pero sin la muchedumbre que dijo basta y que tomó la Bastilla en 1789, Europa quizá estuviera aún bajo dominio de los reyes absolutos... bueno ahora no es que nos vaya muy bien a los europeos, pero la semilla de la revolución sigue ahí, sólo debemos plantarla y regarla de vez en cuando y ponerla al sol.

Y todo esto sin nombrar nada del debate independentista. Me duele la lengua de tanto morderla, porque algunos comentarios que he leido por ahí...

Saludos a todos!!

lbo dijo...

¿Estás seguro que en este post hablas como historiador? Igual te puede más la actualidad, tu vertiente de periodista, y la “historia haciéndose” que la "historia hecha". A mí me parece que un historiador debería estar encantado de vivir en un presente aburrido y poder zambullirse tranquilo en los archivos, sin que la actualidad le marque la agenda. Puede que no haya nada mejor para un historiador que vivir en uno de esos campus universitarios anglosajones donde uno puede abstraerse del mundanal ruido, formar un círculo de freakies que comparte tus inquietudes e ir a tu bola con tus temas.

Lo que me parece curioso con el debate acerca de la independencia catalana es que la Historia, o las cuestiones culturales como la lengua, tan habituales hasta hace poco, estén ausentes del debate. Y que los historiadores, desde medios unionistas o separatistas, estén tan poco solicitados. Fijémonos por el contrario en el protagonismo que están adquiriendo los economistas. Por cierto que es significativo que los más reputados economistas catalanes ya hayan expresado sus preferencias y que casi todos estén en un lado; algo se debe estar haciendo mal desde el unionismo.

El deseo de protagonizar un hecho histórico, de vivir un revulsivo que marque un antes y un después, algo que cambie sus vidas, seguramente está muy presente en los acontecimientos que estamos viviendo en Cataluña. No es necesariamente negativo. Los historiadores pueden alertar acerca de este tipo de ilusiones. Creo que los historiadores podrían jugar un mayor papel en el debate y que ayudarían a la ciudadanía a formarse una mejor idea del desafío que supone avanzar hacia un Estado propio. Ahora bien, si el historiador va en plan “brocha gorda” comparando el deseo de “hacer historia” de Mas con Ceucescu y Kim il-Sung o la situación de Cataluña con la de los Balcanes de los noventa o la Alemania nazi, mejor apaga y vámonos.

Jesús Hernández dijo...

Caballeros, les felicito por el excelente nivel del debate (momento señor Lobo) y, aunque no se ha podido dejar a un lado el candente tema referido a Cataluña, la exposición de ideas siempre se ha desarrollado con respeto y cordialidad.

De los comentarios surgen un montón de subtramas, que es imposible desplegar... muy interesante la apuntada por Overlord sobre el paro en Granada, algo que daría para otro post.

Pero me ha llamado la atención especialmente la apuntada por Bergadrak, sobre las personas anónimas que lucharon contra los nazis, por ejemplo. Por lo que he estudiado sobre el tema, hay una verdad como un piano, y es que la mayoría de los que hicieron eso, por ejemplo en Francia, acabaron muy mal. Son miles las personas que acabaron en manos de la Gestapo, fueron enviados a los campos, etc. Y uno piensa: ¿Yo hubiera actuado así? o más bien habría mirado hacia otro lado, como hizo la mayoría... Uno tiene sus ideales, pero también mujer e hijos...

De todos modos, hay una verdad, y es que uno no sabe cómo va a reaccionar ante una situación límite hasta que se ve en ella, así que sería absurdo avanzar tanto una cosa como otra...

Pero en tiempos tan confusos como los que nos está tocando vivir tampoco hace falta ser un héroe -al menos, de momento-. Lo importante, ante todo, es tener uno sus propias ideas, bien claras, y no dejarse influir por lo que piensa la mayoría o lo que el poder pretende hacer pasar por verdad, convenientemente amplificado a través de sus terminales, y que suele ser aceptado por los individuos para no "significarse" y verse arrojados así a las tinieblas exteriores. Y es que pocos quieren arriegarse a señalar que el Emperador está desnudo...

Overlord dijo...

Haciendo un kit-kat del tema del post, querría compartir este link,

http://cgsc.contentdm.oclc.org/cdm/compoundobject/collection/p4013coll8/id/2212/rec/14

En él podéis descargaros en 13 partes el diario de operaciones del Tercer Ejército de Patton desclasificado desde el 1 de agosto de 1944 hasta el 9 de mayo de 1945, (en inglés). En esa misma página

http://cgsc.contentdm.oclc.org/cdm/

poniendo en el buscador cualquier palabra clave relacionada con la Segunda Guerra Mundial encontraréis infinidad de documentos oficiales desclasificados.

Un saludo.

Mario Tenorio dijo...

Hola, holaaaaa!
¿Hay alguien en casaaa?, je,je

Saludos desde el Sur

Jesús Hernández dijo...

Sí, Mario, estoy aquí, escribiendo sobre un personaje tan fascinante como Oskar Dirlewanger...

Por cierto, este viernes, nueva entrevista en ABC.ES, permanezcan atentos a sus pantallas del ordenador.

Mario Tenorio dijo...

Jo, sobre el asesino-pedófilo, menudo elemento.

Pues nada, que te aproveche.

Saludos desde el Sur.