martes, septiembre 25, 2007

Cuidadín con Polonia

Bien, ya estoy de nuevo por aquí. Anoche llegué de tierras polacas. El motivo que me llevó allí lo dejo para más adelante, que hay más días que longanizas, aunque algún astuto ya se barruntará algo, ya que he estado por tierras de la antigua Prusia oriental...

Además he estado en Varsovia. Turísticamente no tiene demasiado interés, pero un friki de la SGM siempre encuentra algo a poco que se lo proponga. Cuando traslade las fotos de la cámara al ordenador ya os hablaré del tema; os adelanto que hay material interesante, pese a que los vestigios de la guerra son casi totalmente inexistentes. Pero una visita a la capital polaca es fundamental para entender mejor temas como el gueto de Varsovia o el Levantamiento de agosto de 1944.
Y antes de pasar a hablaros de todo esto, como dicen, una "visión general del país". Pues la impresión es muy positiva. Lo primero que sorprende es que, o a mí al menos me lo pareció, hay una gran proporción de gente muy joven. Teniendo en cuenta que el régimen comunista cayó hace 17 años, se ve que entonces la gente lo celebró con lo que tenía más a mano (por cierto, como mi mujer no pierde el tiempo leyendo el blog, aprovecho para deciros que las polacas en general están buenorras). Es curioso la cantidad de bodas que hay. El domingo, si no vi unas quince no vi ninguna; allí van un poco retrasados con España, porque aquí los que se casaron ya se están divorciando.
Sorprende sobre todo el dinamismo que se advierte en el país. Hay muchas obras; en Varsovia se están constuyendo hoteles de gran lujo (en la foto, el Hotel Marriott con el Palacio de Stalin de fondo), hay edificios nuevos de diseño vanguardista, se ven bastantes coches de lujo, etc. Sin embargo, en el tema de infraestructuras están como en España en los ochenta; red ferroviaria obsoleta, transporte urbano insuficiente, en carreteras no conocen el concepto de circunvalación..., eso hace que desplazarse por Polonia sea un poco desesperante. Lo bueno es que los precios están a un 60 por ciento de lo que valen aquí las cosas, los zlotys cunden bastante.

Pero esta gente va progresando a toda leche; toda la gente joven habla inglés (igualito que aquí), los móviles e internet están muy extendidos y creo que en menos de una década estarán a nuestro nivel y no sé si hasta nos pasarán. Los polacos no se andan con tonterías de debates como los de aquí, que nos mantienen paralizados, ellos van para adelante y no les importa caer antipáticos en la Unión Europea si sacan los mejor para ellos. Si saben aprovechar las ayudas europeas, esta gente nos echa el guante.

Al menos, tenemos el consuelo de que lo español vende en Polonia. He visto anuncios por la calle de la tontita de la Penélope Cruz o el Antonio Banderas, y otro en la TV de Fernando Alonso. Vi unos cuantos con la camiseta del Barça (por cierto, dieron en directo por el segundo canal el partido de Champions). También he visto bastantes coches Seat y hasta una oficina de La Caixa...

Eso sí, la TV es igual de mala que la de aquí. Tienen el Gran Hermano, el Tengo una pregunta para usted y una especie de Mira quién baila. Lo más curioso es el "doblaje" de las pelis y series americanas; el doblaje lo hace un solo tío, que va "pisando" los diálogos originales, con tono impersonal y doblando a todos los personajes, ya sean hombres o mujeres. Nunca había visto eso.

Bueno, pues ya está, a ver si mañana ya tengo las fotos y comienzo a explicaros lo que he visto por allí.

12 comentarios:

Von Kleist dijo...

Buenas

Interesantes reflexiones y observaciones sobre Polonia. Creo que una nación que se las ha arreglado para renacer después de 3 desapariciones tiene algo de méritorio. Y además Polonia, con un volumen de población parecido al de nuestro imperio ibérico puede ser un competidor directo por la primacía entre las potencias medianas de la UE, como es el caso de España.

Eso sí, espero que aqui espabilemos, y como dices, miremos hacia delante, porque al ritmo que vamos con partidos aldeanos, seudo naciones y demás, corremos serio de peligro de quedar atrasados frente a la pujanza del este de Europa.

P.D. Como decía el genial Woody Allen en una de sus películas "Cada vez que escucho a Wagner, me entran ganas de inadir Polonia".

Tony S. Flashman dijo...

¿No se nota aun el espectro de los gemelos Kaczinsky (Cachinsky para los amigos...)?

Esperamos tus fotos de Polonia y algo más de feedback de la visita a los lagos Masurianos que insinuaste.

Un saludo!

PD: lo de las polacas te lo confirma uno que se echó una novieta de Cracovia (esos años Erasmus). :p

Jose dijo...

Muy buenas,
Humm, curioso lo de Polonia, no la conozco, pero si Estonia, y desde luego, lo que cuentas va por ese camino, solo que alli hay menos gente.
La llevamos clara no, clarísima con la que nos espera, gracias a esta pujante juventud del buen rollito y el no me canses viejo...

En cuanto veamos que se van los polacos y los checos de España y vuelven a casa, malo, maaalo.

Mientras tengamos más sol que en el centro de europa y scandinavia, vendrán turistas y podremos hacerles casas, asi que el turismo y la construcción seguirán bien, y por ende el país.

Quién no se consuela...
La verdad es que no debe de quedar mucho de la guerra, ya que creo que los rusos se dedicaron a elimianr todo lo que tuviera que ver con ello, salvo algún monumento conmemorativo de la "liberación" de aquellas tierras.
Ya veremos esas fotos!
P.D.
Efectivamente, las Polacas en general están bastante agraciadas.

Nacho dijo...

Muy buenas, Polonia es el país por el que comenzó la II Guerra Mundial. Se declaró la guerra a Alemania por agresión pero no a la URSS, que también la atacó. Ese sí que es un hecho curioso de la II Guerra Mundial y muy poco debatido. Por otra parte al termino de la contienda Polonia se anexionó un gran pedazo de Alemania, como es Prusia Oriental, que has visitado. No se, a mi me da cierta pena y lástima porque eso sí que es territorio alemán. Así que cuando hablaban de reunificación alemana siempre me preguntaba qué pasaba con Prusia. Pero supongo que se trataba de acabar con el concepto prusiano. En fin, ya que hablas de que las mujeres allí están muy bien y yo poco entiendo de eso, sí sabrás que los gemelos que están en el poder están promoviendo una discriminación hacia la homosexualidad poco acorde con pertenecer a la comunidad europea. Saludos

Luis.Conde dijo...

Pues ese tipo de doblaje que comentas también se hace en Rusia, la primera vez que vi Gladiator subtitulado por un tio impersonal en ruso me quedé alucinado

Jesús Hernández dijo...

Sí, Polonia es un caso muy especial. Ha sobrevivido entre dos colosos, Alemania y Rusia. Y es verdad, los aliados entraron en la SGM para liberar a Polonia y al acabar la guerra ésta quedó ocupada por un régimen totalitario como el soviético, que además invadió un trozo en 1939. Tienes razón, Nacho, no se acaba de entender muy bien...

Polonia también es especial por el papel que juega la iglesia católica. Mientras que aquí en España la iglesia normalmente ha estado con los que mandan, en Polonia les ha servido como referencia para resistir en los períodos de opresión. La prueba de esa identificación es que en muchas calles hay pequeñas capillas con la Virgen, con Jesús, etc.; si estuvieran aquí ya las habrían vandalizado, pero allí cualquiera las toca... Hay un montonazo de fotos de Juan Pablo II, las secciones de libros de religión son enooooormes, a los homeless les hacían santiguarse antes de repartirles la sopa boba, bueno, que allí la religión está muy enraizada, quizás eso explica algunos comportamientos que a nosostros nos parecen retrógados.

Bueno, por otra parte,os pido disculpas, pero por incidencias técnicas (básicamente mi poca destreza en el manejo de la cámara digital) hasta el viernes no podré disponer de las fotos. Tenía previsto mostraros el estado actual del ghetto de Varsovia; a ver si el viernes pongo las fotos, porque el contraste entre lo que era y lo que queda es tremendo.

Saludos!

malatesta dijo...

¡Anda la baranda! Mira por dónde, curioseando en los enlaces del Mayor Reisman, me doy de bruces con el blog del autor de un libro que leí hace poco (el de las 100 mejores anécdotas de la WWII).
Antes de nada, enhorabuena por el libro. La próxima vez curiosearé el resto de libros de su bibliografía.
Respecto al artículo de hoy, no puedo estar más de acuerdo. Recientemente se ha cerrado una fábrica de componentes de automóvil en mi pueblo (Delphi). Una de las principales razones es que se han abierto varias iguales en Polonia. Antes de eso las visité (trabajaba para esa empresa) y me pareció que aquello era la España de hace 20 años. Pero como dice, no creo que tarden 20 años en alcanzarnos.
Saludos.

PD: Qué guapas son algunas polacas. :)

Jesús Hernández dijo...

Gracias, Malatesta, me alegro de que te gustase el libro, un saludo!

Por otro lado, siento no poder contar todavía con las fotos. Mi mujer es la que entiende la máquina digital y está tan liada que no ha podido ponerse. A ver si mañana están ya de una vez...

Doc Moriarty dijo...

Acabamos de regresar de Polonia (la zona sur, Malopolska, con Cracovia al frente) y no podemos sino firmar una por una todas tus palabras!

Kike dijo...

He regresado de Polonia hace una semana después de un viaje de 3 semanas por el país. Coincido contigo en casi todo, menos en una cosa, eso de que toda la gente joven habla inglés no lo comparto. Precisamente este es uno de los detalles que más me llamó la atención de que ni siquiera para una conversación de "frío", "caliente", "grande", "pequeño" había veces que no encontraba a nadie que lo supiera. Puede que tu reflexión sea extensiva a ciudades grandes como Varsovia, Cracovia o incluso Gdansk, pero fuera de ahí te puedo asegurar que el inglés no está muy extendido, y eso incluye a la gente joven.

Kike dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Nevermind dijo...

¿Por que será que cuando un español alaba las virtudes de otros paises, siente la invencible tentación de acabar la frase diciendo "igualito que aqui"?

Eso si que es mirar para atrás y no para adelante. Por favor, mirad este pais hoy y comparadlo con el pais que fuimos hace solo treinta años. Daos cuenta cuanto esfuerzo se ha necesitado para conseguir el pais tan de puta madre que tenemos.